Vamos a la playa sin preocupaciones 1era Parte

El mejor personal para tu casa

Vamos a la playa sin preocupaciones 1era Parte

enero 6, 2018 empledas del hogar 0

 

Ahora que la mayoría en estas fechas sale a la playa, me hace pensar en muchas cosas que debería ser bueno que tomes en cuenta: el cuidado de la piel, cuidar de los niños (evitar que alguno se pueda perder), la comida que se pueda llevar, entre otras cosas que vamos a ver en este artículo.

Anduve indagando y pude encontrar la siguiente información:

Protección ante los rayos del sol para toda la familia.

Primero me gustaría hablarles para el uso de los bloqueadores, mucho tiene que ver el fps, el tiempo de exponerse y el tipo de piel de cada persona. El tiempo máximo que una persona puede estar expuesta al sol sin ponerse colorada es entre 1 y 30 minutos en función de su tipo de piel. El FPS proporciona una medida del tiempo máximo permitido que pueda la piel estar expuesta a la radiación UV antes de presentar una quemadura.

Entonces, si nuestra piel tarda un minuto en ponerse colorada, con un FPS de 30 podemos estar expuesto al sol durante (1 x 30) = 30 minutos; otra persona cuya piel tarde dos minutos en ponerse colorada podrá exponerse también por un tiempo máximo de 30 minutos con un FPS de 15 (2×15).

Eso nos revele la importancia de que te apliques el protector solar y le apliques a tus niños.

Demasiado sol es dañino

¿Coloradito? En tan solo 15 minutos, una piel desprotegida puede sufrir daños a causa de los rayos UV. Sin embargo, pueden pasar hasta 12 horas para que se noten en su totalidad los efectos de la exposición al sol. Así que, si la piel de su hijo se nota hoy “algo colorada”, al día siguiente por la mañana podría verse quemada. Para evitar que su niño se siga quemando, resguárdalo sol.

¿Tiene bronceada la piel? Lo cierto es que piel bronceada es piel lesionada. Cualquier cambio en la coloración de la piel de su hijo después de haber estado al aire libre, ya sea por quemadura solar o bronceado, es una señal del daño causado por los rayos UV.

¿Un día fresco y nublado? Aun así, los niños necesitan protección. Son los rayos UV, no la temperatura, lo que causa el daño. Las nubes no bloquean los rayos UV sino que los filtran, y a veces solo ligeramente.

Puedes compartir este articulo con la niñera de tus niños o tu ama de casa, es importante que sepas que en el caso de los niños hay que estar muy atentos para poder aplicarles el bloqueador y si necesitas ayuda en eso te aconsejo apoyarte con la niñera para que pueda estar atenta.

Esta es nuestra página de Facebook dale me gusta:

Janitor para tu Hogar

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *